La batalla final que no tiene final y que se perdió hace un tiempo. El fútbol esta enfermo, la sociedad esta enferma y por lo visto no hay remedio hasta que no se tome una cirugía drástica, porque vemos los hechos y sigue ocurriendo pero las soluciones no se ven y la impotencia ya no tiene fin.

Fuimos mas de 70.000 personas ansiosas en el estadio y millones en el País y en el Mundo que esperaban la final de la Copa de Libertadores que no se dio.

Las piedras fueron lo de menos, lo que si se dio fue una sensacion de que no se jugaba, el primer día porque los barras de River arrojaron piedras y el segundo porque los barras de Boca no iban a dejar salir del Hotel al Plantel.

La tensión fue en aumento en la cancha, y los nervios se fueron apoderando de muchos hinchas. El descontrol fue originado por el Presidente de la AFA y CONMEBOL siendo este ultimo el organizador del desastre. Desde el inicio del campeonato se aprovecharon  de las multas y mala información sobre inclusiones mal habida para resolverse en el escritorio. Creo que el peor de los torneos organizados.

Lo unico que deseo que este partido no se juegue, porque jugar sería avalar la corrupción que existe en todos estos organismos sospechados sus integrantes.

Todo lo demás es comentario para entretener a las personas que están preocupadas para llegar a fin de mes y sobre todo como hacer rendir sus magros sueldos ante la Crisis del País.

Publicaciones por mes

facebook: lacapitalhistorica.com.ar

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here